martes, marzo 30, 2010

Altas y bajas

El anunciado y debido proceso de actualización y retoques del blog está en curso. No creo que vaya a hacer grandes cambios de formato -cuestión de tiempo- y la cosa se va a concentrar en el blogroll, donde algunos clásicos van a salir para dejar sitio a algunas novedades -cuestión de espacio-. 

Los hay que se quedan con reservas y los que retiro están fundamentalmente blogs que tienen poco movimiento -como mi propio tecleo de bloguero perezoso- y aquellos que han suspendido su actividad de forma permanente -para que negar que hace dos meses consideré tomar esa vía-.

Espero que los nuevos se hagan notar y brinden momentos de diversión y reflexión como los que retiro.

Queda en la duda el blog de Gustavo de Arístegui, instrumento de un político que solía decir cosas de interés y con conocimiento de causa. Lamentablemente ya no está en ese papel -supongo que tanto por el mismo como por el entorno del PP que no anima a casi nada-. No es el único que se hace rogar. Espero que otros vayan retomando pasadas cadencias y ritmos y que sus voces resuenen de nuevo.

Salen del blogroll -pero aquí quedan los enlaces y si se detectan nuevos movimientos en el futuro recuperarán su lugar-: ... y todo lo demás, Curiosidades de nuestro curioso mundo y Hesperidae -cuyo autores mudaron al mismo edificio-, los Libros de Fausto, Trampa 22,  Que más da 8 que 80 y algún otro que ahora quizás olvido porque soy así de desmemoriado.

Especialmente triste me dejó el cierre de El Alijar, no por su mero cierre -cada cual decide cuando abrir y cuando cerrar su casa- sino por la dolorosísima forma en que se produjo. Ni que decir tiene que su frustración está más que justificada.

Aprovecho para desear lo mejor a Don Jorge Aspizua Turrión. El parte me anima. Esperamos que mejore y vuelva pronto.

No hay comentarios: