jueves, abril 24, 2008

Moratinos no aprende

En un post de antaño recogí esta viñeta de Mingote que parece de hoy, porque el Ministro Moratinos, el Gran Jefe Zapatero y los demás muchachos adosados son del estilo "mantenella y no enmendalla". Viene al caso del secuestro de la tripulación del barco Playa de Bakio por unos piratas.

De nuevo, para desgracia de Moratinos el muy reciente antecedente francés en situación parecida le juega en contra, y nos muestra las vergüenzas. Como cuando lo del Chad. Para decir lo que ha dicho el Ministro lo mejor, la verdad, es callarse. Si de entrada uno da esa impresión de débil, pusilánime y acobardado cuando toque negociar se le van a subir a las barbas. Y, después, todo pirata que se precie de tal, tomará nota y pensará: "a los franceses mejor no tocarles, que no sale a cuenta, pero a los españoles..."

O sea que suscribo plenamente lo que ha dejado escrito hoy Alfonso Rojo en el ABC:


La canción del pirata
ALFONSO ROJO

«Lo único que no se debe hacer con el caníbal, es comérselo». La frase ha caído en desuso, pero hacía furor en mis años mozos, cuando debatíamos sobre la pena de muerte en la Facultad de Derecho.
Parece de sentido común que una sociedad civilizada no puede sucumbir a la tentación de comportarse bestialmente con los facinerosos, por perversos que sean sus delitos.
Asar al antropófago y servirlo en una fuente, trinchado y con una manzana en la boca, sería excesivo, pero algo hay que hacer. Y si un tipo tiene entre sus aficiones la de devorar a otros seres humanos y se vuelve perentorio corregir sus costumbres, no se debería descartar a priori la posibilidad de darle, de vez en cuando, un buen mordisco.
Digo esto por los piratas de Somalia. Arrancar, como ha hecho Moratinos, declarando que España «opta por la vía diplomática», no es un buen comienzo, porque el mensaje que llega a los secuestradores es que pagaremos y que la resistencia se limitará al regateo.
Es fundamental conseguir la liberación de los 26 tripulantes del «Playa de Bakio» -13 de ellos españoles-, pero una nación que se precie, la octava potencia económica mundial según el Gobierno Zapatero, no aborda estos enredos en posición genuflexa. Un Estado como el nuestro no negocia con corsarios o con terroristas, sin enfangar su esencia
democrática.
Las autoridades somalíes se han ofrecido a despachar tropas al atunero y es correcta la decisión de rechazar la propuesta, porque su proverbial incompetencia hace presumir que el abordaje terminaría en carnicería.
La fragata Méndez Núñez, que navegaba por el Mar Rojo al socaire del portaviones británico «Illustrious» cuando recibió la orden de dirigirse a la zona, ha llegado tarde y poco puede hacer... por el momento.
Lo único digno que nos resta es el «camino francés». Que negocie y pague -usando nuestro dinero- el Gobierno somalí y una vez seguros los rehenes, tomar represalias, como hizo Sarkozy. Y si no podemos matar solos a los malos o capturar a unos cuantos para traerlos encadenados a Madrid, presionar a nuestros aliados, para que nos ayuden en la faena.



(Los enlaces son míos, aclaro).

Ah, por cierto, qué diferencia con el artículo de hoy del analista componedor favorito de esta casa: Darío Valcárcel, que en China y los Juegos, nos atiza con otra dosis de, digámosle, realismo atroz. Eso pasa en el ABC, pero nunca en El País ni en Público, dos de los fieles exponentes del "todos a una" y "el que se mueva no sale en la foto". Diversidad en la izquierda plural, supongo.

4 comentarios:

Javi dijo...

Es que si tuvieramos una política exterior, pues mira, se podría criticar...Pero es que no tenemos ni eso; basicamente es hacer lo contrario de la ultima legislatura del PP, y luego, ya veremos que vamos haciendo...

Demencial. Y así nos va.

Saludos

Javi

Cowboy en paro dijo...

Pagaremos lo que pidan y no les tocaremos un pelo, al tiempo.

Javi (http://www.lacoctelera.com/alostreinta) dijo...

Este....actualiza...se te echa de menos...

Dick Turpin dijo...

Cowboy en paro lo clavó. Algo tendré que decir sobre el asunto.

Javi, tienes razón, en mi descargo diré que estoy de viaje y no paro por el blog.
En cuanto me reincorpore a mi puesto habitual a la tarea me pongo.

Un saludo